Igual es diferente

marzo 19, 2009

Nuestros derechos reproductivos: Abortar libremente y en condiciones seguras para nuestra salud

Caminata verde por Aborto legal, seguro y grat...
Image by Gabby De Cicco via Flickr

El 16 de abril de 2008 la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa  aprobaba la Resolución 1607 (2008) sobre el acceso a practicar el aborto libre y seguro en Europa.

El Consejo de Europa se creó en 1949 para garantizar una Europa democrática y proteger los derechos de las personas recogidos en el Convenio Europeo de Derechos Humanos, uno de cuyos órganos, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos, es referencia obligada en la materia, e instancia de recurso para todos los países signatarios del Convenio.

La resolución de la Asamblea, de modo impecable, recuerda que el aborto no es entendido como un método de planificación familiar, y que se deben de usar todos los medios posibles y compatibles con los derechos de las mujeres para evitar tanto los embarazos como los abortos no deseados.

Recuerda la resolución que, a pesar de que el aborto está legalmente reconocido en la mayor parte de los países europeos, en mayor o menor medida, en la práctica, el ejercicio de este derecho en condiciones de seguridad y garantías para las mujeres, está limitado por restricciones en el acceso a los servicios necesarios.

La Asamblea recuerda a los países miembros del Convenio Europeo de Derechos humanos, entre ellos a España que ocupa la presidencia de su Comité de ministros hasta mayo de 2009, que el ejercicio del derecho de las mujeres no se está garantizando en muchas ocasiones, entre otras razones, por falta de : servicios sanitarios para su práctica, personal sanitario que desee prestar este servicio, exceso de opiniones y autorizaciones médicas exigidas, o tiempo y listas de espera para su realización.

La práctica, dentro de límites gestacionales razonables no debería de ser prohibida, recuerda la Asamblea, porque conduce a la realización de abortos clandestinos que incrementan el sufrimiento y la mortalidad maternal en unos casos, y conduce entre otras consecuencias, al llamado “turismo para abortar” origen de desigualdades sociales, en otros.

La legalización del aborto, por lo tanto, lo que provoca, no es la necesidad de abortar sino el acceso seguro de las mujeres a la prestación de un servicio sanitario que garantice el ejercicio de su derecho.

El ejercicio de este derecho corresponde en última instancia a cada mujer, cuya integridad física y libertad para el control de su cuerpo deben de quedar fuera de toda duda

La Asamblea hace además un llamamiento para acompañar el ejercicio de este derecho, y por lo tanto el derecho mismo, con políticas de educación sexual para las personas jóvenes, servicios de planificación reproductiva suficientes y adecuados, acceso  a medios de contracepción, y orientación para que las mujeres puedan decidir libremente y sin presiones familiares ni económicas sobre su derecho a interrumpir el embarazo.

Fuentes

Consejo de Europa. Asamblea Parlamentaria. Resolution 1607 (2008) Access to safe and legal abortion in Europe.

Para más información ver nuestra página sobre Derechos sexuales y reproductivos

Reblog this post [with Zemanta]

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.